Entries from noviembre 2010 ↓

Zizek y el Final de los Tiempos

El fin del mundo tal como lo conocemos

Traducido del inglés  por Germán Leyens y revisado por Caty R.

Slavoj Zizek

Es el fin del mundo tal como lo conocemos. Slavoj Zizek tiene varias ideas de los motivos. El principal es la proximidad del final del sistema económico que conocemos como capitalismo. Aunque si escuchamos a sus líderes de todo el mundo (especialmente en EE.UU.) no llegamos a saberlo; los últimos decenios han sido duros para el capitalismo. Para mantener la expansión que necesita se han otorgado créditos a individuos e instituciones que nunca habrían tenido posibilidades de obtenerlos antes de 1973. Esto ha posibilitado que el poder de compra del consumidor se extienda más allá de la capacidad de ingresos de la mayoría de la gente. Además, muchos servicios que antes eran suministrados por el gobierno han sido privatizados. Este fenómeno incluye algunas escuelas, bibliotecas, y ciertas operaciones militares, policiales y de seguridad. Esta transición ha sido precipitada por la continua disminución de los impuestos para los muy ricos y la reducción de la prioridad de todos los servicios sociales. Naturalmente, las fuerzas armadas siguen devorando la mayoría de los presupuestos nacionales en muchos países, especialmente EE.UU. Este hecho, combinado con la mencionada privatización de algunas operaciones militares, prisiones y funciones policiales, ha creado una situación en la cual los pobres y las llamadas clases medias ven que su futuro se oscurecen mientras los acaudalados cierran filas a escala global para intentar garantizar su eterna dominación.

Zizek dice que los ricos son víctimas de sus propias ilusiones. En última instancia la distopía que crea el capitalismo monopolista extenderá su sombra sobre todo el mundo. Desocupados, empleados, propietarios, directores ejecutivos y financistas. El momento de la masa crítica está próximo. A los amos del capital les quedan pocas o ninguna carta que jugar. Es seguro que probarán algunos trucos que han utilizado en el pasado en lo que finalmente serán intentos inútiles de reconstruir el planeta capitalista, pero los hechos son obvios. Cada vez hay menos mercados que crear para luego explotarlos. La compra y venta de crédito y deuda con más crédito y deuda sólo pueden engañar al que lleva la batuta por un tiempo limitado. La hora de pagar las consecuencias se acerca.

Una vez tuve una amiga cuya familia abandonó Holanda justo antes de que los nazis se apoderaran del país. No estoy seguro de si era judía, pero su madre sabía que ninguno de sus familiares sobreviviría mucho tiempo una vez que el Tercer Reich llegara a su vecindario. Quién sabe, tal vez eran comunistas. En todo caso en 1981, cuando los trabajadores polacos iniciaron una huelga nacional después que el gobierno estalinista atacó brutalmente a los trabajadores asociados con el movimiento Solidarnosc, ella mencionó su temor por el pueblo polaco mientras esperábamos que el barman nos trajera otra cerveza. Comencé a hablar de un par de huelgas en EE.UU. en las que había participado unos años antes. Mi amiga me interrumpió y dijo que había que desechar todas las suposiciones y que los que supieran cuidarse unos a otros vivirían mucho mejor que la mayoría.

Esta noción no está muy presente en el modo de pensar capitalista, incluso (si no especialmente) entre los que trabajan en sus negocios, fábricas y campos. En vez de eso los trabajadores tienden a asumir la filosofía de los que les pagan. La creencia de que el individuo es la clave para la supervivencia, el camino a la distopía privatizada, no sólo se acepta, sino que además es vitoreada por una mayoría apreciable.

Vuelvo a Slavoj Zizek. Su último libro, titulado Vivir en el Final de los Tiempos, es una aventura. Un poco verboso, el filósofo estrella examina el estado de las cosas en el planeta a comienzos del Siglo XXI. Mediante la división de su análisis en lo que los terapeutas llaman las cinco etapas del duelo, Zizek examina de cerca la naturaleza del problema –el capitalismo y su cultura-. Examina las causas repasando la filosofía occidental y enfrenta todo el dilema con las posibilidades críticas de Marx y Engels. La tarea es fascinante a pesar del uso de ideas como aplicaciones prácticas de otras ideas –un truco de filósofo que tiende a confundir en lugar de aclarar-. Zizek aplica más lo que trata de decir sobre la realidad política y cultural del mundo en los capítulos que vienen directamente después de cada uno de los nombrados según las etapas mencionadas. En otras palabras, Zizek trata de aplicar en esos capítulos sus ideas a algo real. Sin embargo utiliza frecuentemente el recurso del filme para ilustrar sus argumentos. Es como si las sombras en la caverna de Platón se hubieran convertido en los que proyectan esas sombras. Al igual que Ronald Reagan y su confusión, Zizek se refiere al filme como si fuera real.

Recientemente leí un artículo sobre la crisis económica actual que decía que los eventos fueron causados por la codicia individual. Aunque esto es válido en cierta medida, los hechos tienen mucho más que ver con la masa crítica mencionada anteriormente. La industria financiera tenía que encontrar algo que vender porque el mercado estaba saturado y la gente no se podía permitir lo que estaba en venta a menos que su crédito se ampliara más allá de lo razonable. Esencialmente, el capitalismo crea y posibilita la codicia, en su etapa actual, porque su maquinaria sabe que ésta lo mantiene en vida.

Hay un par de maneras de luchar contra el fin que se aproxima. Un método se despliega actualmente en EE.UU. y el otro levanta su cabeza colérica en sitios como Grecia y Francia (y más recientemente en Gran Bretaña). El primero es un método que coincide exactamente con la cultura individualista de EE.UU. Este método encuentra su mejor expresión en el medio político actual en el Tea Party. Su obsesivo individualismo pretende que cada realidad humana es una isla y por lo tanto tiene derecho a acaparar, guardar y proteger lo que cada cual considera suyo. Todo lo demás se puede ir al diablo. Subraya este desorden la creencia de que todos pueden llegar a ser ricos si trabajan bastante duro. Como sabe cualquiera que haya observado a los financistas del Tea Party, esa filosofía egocéntrica es propugnada por unos pocos socialdarwinistas extremadamente ricos.

El otro método depende de la solidaridad y la acción de masas. Los griegos y los franceses en las calles comprenden que esta crisis no es un acto divino, no es inevitable y está directamente relacionada con la etapa actual del capitalismo monopolista –la globalización capitalista-. Saben que los amos que fijan las reglas tienen otras prioridades que las masas y que la única manera de cambiar esas prioridades es reflejar las de los trabajadores (empleados y desocupados) y de otros a quienes los ricos quieren privar de poder. Ante esta situación, señala Zizek, puede que el único camino sea perturbar el orden público. Como ejemplo cita las protestas griegas de 2008 después de que la policía mató a un adolescente. Hay que recordar que esas protestas se extendieron por toda Europa. Todo lo que no sea acción directa que estropee los planes del Estado es ineficaz, sea porque es ignorado por el Estado o cooptado por éste. Como ejemplo de esto último Zizek apunta a la reacción oficial de Washington y Londres ante las masivas protestas del 15 de febrero de 2003 contra la inminente invasión de Iraq. Una vez terminadas las manifestaciones, tuvo lugar la invasión. Sin embargo, los corteses manifestantes pudieron sentirse bien en el sentido de que habían hecho todo lo posible para impedirla, mientras los gobiernos invasores pudieron referirse a las protestas como ejemplo de “cómo funciona la democracia”. Circunstancia que, en realidad, sólo funcionaron a favor de esos gobiernos y de la maquinaria bélica de la que estos últimos forman parte integral.

Entre sus numerosos objetivos, Zizek incluye la democracia liberal. Está de acuerdo en que sus defectos son muy obvios. Muchos de esos defectos se pueden atribuir al hecho de que el liberalismo económico y el llamado libre mercado han triunfado sobre el liberalismo político. Fue Herbert Marcuse quien escribió en su libro El hombre unidimensional: “La libertad de pensamiento, palabra y conciencia eran –precisamente como la libre empresa a la que servían para promoverla y protegerla– básicamente ideas criticas, destinadas a reemplazar una cultura material e intelectual obsoleta por otra más productiva y racional. Una vez institucionalizados, estos derechos y libertades compartieron el destino de la sociedad de la que habían llegado a convertirse en parte integrante. El logro anula las premisas.” En los hechos, insiste Zizek, esos derechos van ahora en contra del proyecto mayor de mantener el sistema capitalista no importa de qué manera se presente.

Eso, a pesar del hecho de que la mayoría de los ciudadanos de las democracias occidentales (y probablemente también de democracias en otras partes del mundo) prefieren las libertades sociales y la igualdad prometidas por el liberalismo político. Sin embargo, el libre mercado, que no es realmente libre en el amplio sentido de la palabra, descubre que no puede sobrevivir en un mundo en el cual no haya desigualdad. El capitalismo, después de todo (y especialmente el capitalismo monopolista) crea (y necesita) ricos y pobres. En consecuencia, los dirigentes que defienden el liberalismo político y la democracia se encuentran en una situación en la que acceden a las demandas de los que creen que el mercado supera todas las demás realidades. En otras palabras los liberales políticos, que también son firmes creyentes en el mercado, sucumben. Nada lo demuestra mejor que la presidencia de Obama.

Hablando de esa presidencia, con respecto a la última elección de Tony Blair, Zizek señala que Blair era la persona más impopular en Gran Bretaña en 2005. Sin embargo, como no existía un camino oficial para expresar el rechazo, fue reelegido. Las elecciones más recientes en Gran Bretaña y EE.UU. llevan esta realidad un paso más lejos. Los votantes están frustrados ante la falta de cambio pero no ven un camino oficial para expresarlo, por lo tanto llevan al poder en Gran Bretaña a una coalición liberal-conservadora que hace exactamente lo que se proponía hacer el Nuevo Laborismo. En EE.UU., votaron por el falso populista Tea Party o no votaron a nadie. Mientras tanto, un panel bipartidista ha recomendado grandes cambios en la Seguridad Social y Medicare en Washington, mientras se imponen otras medidas de austeridad en ambas naciones. La guerra de Afganistán sigue escalando y cualquier pretensión de una retirada se boprra lentamente de la memoria. Nada cambiará. Al mismo tiempo tiene que ocurrir un cambio. El señor Zizek describe la situación a su manera en Vivir en el Final de los Tiempos, pero finalmente el texto no es otra cosa que un intricado juguete intelectual.

Si queremos efectuar un cambio, libros como Vivir en el Final de los Tiempos no van a ser la chispa que prenda el fuego en la pradera, no importa cuán hábilmente hayan sido escritos. Aunque el texto de Zizek es potencialmente importante para los que se toman el tiempo necesario para leerlo, sigo convencido de que nuestra búsqueda de un futuro mejor sale ganando mediante la lectura de los primeros capítulos de un pequeño libro publicado por primera vez el 21 de febrero de 1848. ¿Ese libro? El Manifiesto del Partido Comunista de Carlos Marx y Federico Engels. Pienso que el señor Zizek estará de acuerdo.

Ron Jacobs es autor de “The Way the Wind Blew: a History of the Weather Underground”, que Verso ha vuelto a publicar. El ensayo de Jacobs sobre Big Bill Broonzy figura en la colección de música, arte y sexo de CounterPunch “Serpents in the Garden”. Su primera novela “Short Order Frame Up”, fue publicada por Mainstay Press. Puede contactarse con él en: rjacobs3625@charter.net

Fuente: http://www.counterpunch.org/jacobs11262010.html



http://rebelion.org/noticia.php?id=117644

Reducir el déficit: sacrificar a los trabajadores para salvar a los ricos

Por James Petras, 29 de noviembre de 2010

«Hay guerra de clases, bien, pero ésta es mi clase,

la clase rica, y debemos hacer la guerra, la cual estamos ganando».

Warren Buffet–

Los programas sociales más populares y los programas fiscales de los Estados Unidos se ven amenazados por una autodenominada “Comisión Nacional Bipartita de Responsabilidad y Reforma Fiscal”. Nombrada por el presidente Obama el 18 de febrero de 2010, copresidida por dos viejos conocidos de Wall Street: el ex senador Simpson (R, WY) y el antiguo clintoniano, jefe de Personal de la Casa Blanca, Erskine Bowles.

El informe de la Comisión fue emitido el pasado 10 de noviembre, y en él se propone recortar gastos de la Seguridad Social, reduciendo el número de beneficiarios de asistencia a la pobreza, elevar la edad de jubilación a 69 años (muchos trabajadores morirán antes de que puedan jubilarse, o ya con sus facultades muy mermadas); reduciendo o congelando los salarios, a pesar del aumento de la inflación por el incremento de los precios de los alimentos, la energía, la atención sanitaria o la educación. La Comisión también propone recortes en Medicare, Medicaid, aumentando la cantidad del copago y reduciendo en 54 mil millones de dólares la formación médica de postgrado. La Comisión propone eliminar las exenciones de impuestos, incluyendo las deducciones por los pagos de los intereses de las hipotecas, mientras el empresario proporcione los gastos del seguro médico.

El mismo informe de la Comisión propone reducir los impuestos para los ricos por incremento del capital en un 24%.

El presidente Obama y los líderes republicanos elogiaron a la Comisión y quieren que “ se les dé la posibilidad de trabajar en ella”.

La llamada crisis de la Seguridad Social es una consecuencia de las actuaciones de los gobiernos republicanos y demócratas, que desvían ingresos del fondo general. El déficit que se augura (2030) podría fácilmente ser subsanado mediante el aumento de las retenciones en nómina para el rico, cobrándole impuestos por todos los ingresos obtenidos. Los costes sanitarios se pueden reducir a la mitad mediante la sustitución de los beneficios de la empresas farmacéuticas y corporativas por un sistema de salud nacional, similar al existente en Europa y Canadá. Los planes de atención médica y de la Seguridad Social podrían financiarse mediante la imposición de un impuesto del 1% de las ventas de acciones y bonos.

Las propuestas presentadas por la Comisión Bipartita de Obama amenazan con empujar a un tercio de los jubilados que dependen principalmente de los pagos de la seguridad social en los comedores sociales o viven en la indigencia. Los costes añadidos y la reducción de los gastos sanitarios puede incrementar la tasa de mortalidad entre las familias trabajadoras. El aumento de la edad de jubilación se traducirá en un “trabajar hasta morir”, sin tiempo para el ocio, los viajes o los nietos.

Es hora de enviar un mensaje a los Gobiernos:no a la reducción de los gastos de la Seguridad Social y Medicare, y de las deducciones por los intereses en la adquisición de la vivienda…

James Petras, es un ex profesor de Sociología de la Universidad de Binghamton, Nueva York, que lleva 50 años en la lucha de clases, es asesor de Campesinos sin Tierra y sin Trabajo en Brasil y Argentina, coautor de Globalization Unmasked (Zed Books). El libro más reciente de Petras es Sionismo, Militarismo y la decadencia de EE.UU (Clarity Press, 2008). Se puede contactar con él en la dirección: jpetras@binghamton.edu.



http://dissidentvoice.org/2010/11/cutting-the-deficit-sacrificing-workers-to-save-the-rich/

Wikileaks desata un terremoto con la mayor filtración de la historia: los secretos del Imperio al descubierto

Más de 250.000 comunicaciones del Departamento de Estado de los EEUU con sus embajadas, filtradas hoy por la página digital Wikileaks, ponen al descubierto toda la naturaleza macabra del Imperio…
Kaos. Internacional | Wikileaks/El País/Agencias/Kaosenlared
Wikileaks acaba de desatar el mayor terremoto diplomático del que se tiene recuerdo en mucho tiempo. Las filtraciones, hechas públicas en la tarde de hoy a través de diversos medios de comunicación internacionales, amenazan con desatar una escalada de reacciones internacionales que ponen la estabilidad diplomática mundial al borde del precipicio.

Se trata de más de 250.000 mensajes del Departamento de Estado de los EEUU, dirigidos a su personal diplomático y de inteligencia en todo el mundo, especialmente en aquellos rincones del planeta considerados de especial interés por la política imperial de los EEUU.

Aunque era algo ya sobradamente sabido y, en otras ocasiones, han salido a la luz documentos, filtrados o desclasificados, que lo han demostrado sobradamente, el carácter imperial, injerecista, autoritario, antidemocrático y cuasifascista de este país para con la política internacional, queda ahora al descubierto en toda su magnitud. El escándalo mundial no ha hecho más que comenzar.

Putin, autoritario y machista. Las fiestas salvajes de Berlusconi. Estrecho seguimiento de Sarkozy. Los movimientos para bloquear a Irán. El juego en torno a China. Los esfuerzos para aislar y derrocar a Chávez. La injerencia de EEUU en toda América Latina. La influencia en el golpe de estado en Honduras. Erdogan seguido de cerca por sus políticas «islamistas». La presión de algunos países árabaes para actuar contra Irán. Espiados el secretario general de la ONU, y los principales funcionarios de la organización. Todo esto y mucho más, es lo que ha revelado esta tarde Wikileaks.

Y, por lo que parece, la «fiesta», como decimos, no ha hecho más que empezar. Ya veremos como se van desarrollando los acontecimientos, pero, sin duda, vienen tiempos revueltos en la diplomacia internacional, unos tiempos de los que EEUU y sus aliados no parecen que vayan a salir muy bien parados…

Lectura del artículo completo

 

 

 

Enero-octubre de 2010: el período más cálido de los registrados

Por Andrew Glikson, 27 de noviembre de 2010

Según un nuevo informe, Estado del Clima: análisis mundial, de octubre de 2010, publicado por el Centro Nacional de Datos Climáticos (CNDC) y la Administración Nacional Océanica y Atmosférica (NOAA), la temperatura global de la tierra y de la superficie del océano durante el perídodo de enero a octubre de este año fue de 0,63º por encima de la media resgistrada durante el siglo XX, que fue de 14,1º, que junto con 1998 es el perído más cálido de todos los registros observados hasta ahora.

Los datos indican unos cambios en la temperatura media en el Ártico de hasta 5º C en relación con el período de referencia 1961-1990, que produce una pérdia progresiva de la capa de hielo de Groenlandia y del hielo del mar Ártico, que en octubre de 2010 fue un 17% menor que durante los meses de octubre de 1979 a 2000.

Una radiación elevada debido a la presencia de gases de efecto invernadero en la atmósfera, ha dado lugar a altas temperaturas, fuerte evaporación, y el que se hayan sucedido fenómenos bruscos durante 2010: fenómenos meteorológicos extremos, como olas de calor e incendios (Rusia), sequías (Brasil y México), ciclones (Estados Unidos, Caribe) e inundaciones (Pakistán, oeste de China, Australia).

Que los fenómenos climáticos están aumentando en frecuencia e intensidad se observa en el afigura 3, donde se indican la cantidad de ciclones, que se han multiplicado por 2, y las inundaciones por 3.

Las temperaturas medias globales han persisitido ha pesar de que las condiciones del fenómeno de la Niña (http://www.prodiversitas.bioetica.org/des34-2.htm) dieron lugar a temperaturas por debajo de la media en el Pacífico ecuatorial.

Gracias a los océanos que rodean Australia, las temperaturas han sido generalmente benignas. La disminuación de las temperaturas medias en Australia (Figura 1) está relacionado con el aumento de las precipitaciones, la nubosidad y la evaporación, que conlleva un proceso de enfriamento. Australia, hasta noviembre de 2010, se ubica en la posición 10 en cuanto a precipitaciones, debido a la confluencia de eventos estacionales, ENSO e IOD.

Gran parte de las precipitaciones fueron de forma abrupta, que son más destructivas que cuando se producen de forma suave, como las de tipo mediterráneo. Una importante sequía continúa en el suroeste de Australia, con un nivel muy bajo de lluvias en invierno, continuando así la tendencia que ya se inició hacia 1970. Este año, en el suroeste y oeste de Australia se habían producido escasos aportes a las presas.

Según un informe del Proyecto Global del Carbono “la tasa de crecimiento de las emisiones va a complicar cada vez más la situación, produciéndose un aumento de las temperaturas de 2º por encima de la época pre-industrial.” Según el profesor Hans Joachim Schellnhuber, Director del Instituto de Postdam para la investigación del cambio climático, 2º puede suponer un importante punto de inflexión.

Haciendo caso omiso de los informes de los principales científicos que estudian la evolución del clima (MASA/ GISS, CNDC, Hadley-Met, Potsdam, BOM, CSIRO), los gobiernos siguen examinando la cuestión meramente en términos económicos, en una especie de pacto faústico.

La mayoría son ajenos a las consecuencias catastróficas de no actuar o de hacerlo de una forma que no detiene el cambio climático. Las actuales negociaciones sobre mitigación del cambio climático y los debates sobre los impuesto del carbono, en comparación con el plan de reducción de la emisiones de carbono (CPRS), ignoran las consecuencias del aumento de los fenómenos meteorológicos extremos.

Los medios de comunicación están realizando un encubrimiento de este hecho, con campañas que difunden la negación del cambio climático, que están en aumento. Son necesarias urgentes medidas de mitigación del cambio climático, incluyendo la extracción de C02 de la atmósfera mediante el uso del biochar ( http://www.ecoportal.net/Temas_Especiales/Cambio_Climatico/biochar_carbon_vegetal_disfrazado_de_otro_negocio_tecnologico_para_enfrentar_el_cambio_climatico), la reducción del uso de productos químicos y la necesidad de una intensa reforestación, como única forma de frenar el calentamiento global y quede fuera de control.

El Dr. Andrew Glikson pertenece a la Escuela de Investigación de Ciencias de la Tierra y a la Escuela de Arqueología y Antropología de la Universidad Nacional de Australia, en Canberra. Se puede contactar con él en:

andrew.glikson@anu.edu.au
http://dissidentvoice.org/2010/11/january-october-2010-the-warmest-period-on-record/

Perspectiva histórica. Aparición de la gripe A (H1N1)

THE NEW ENGLAND JOURNAL OF MEDICINA

16 de julio de 2009

Shanta M. Zimmer, M.D., y Donald S. Burke, M.D.

El 17 de abril de 2009, funcionarios del Centro para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) confirmaron los dos primeros casos de gripe porcina en dos niños que residían en los condados vecinos, en California. A continuación ofreceremos un punto de vista de la Biología para realizar una revisión de los acontecimientos evolutivos y epidemiológicos que han dado origen a la aparición de la peste porcina, ahora conocida como gripe A, virus H1N1 cepa S-OIV. Esta revisión se centra en los pasos clave que caracteriza la evolución del virus.

APARICIÓN DEL VIRUS

Aparición simultánea en hombres y cerdos (1918)

Antes de 1918 ya era conocida la gripe en los seres humanos, pero nunca se habían dado casos de gripe en cerdos. Para los criadores de cerdos de Iowa todo cambió después de la celebración de la Cedar Rapids Swine Show, que se celebró del 30 de septiembre al 5 de octubre de ese mismo año.
En 1918 la propagación del virus por todo el mundo se cobró la vida de entre 40 a 50 millones de personas, y simultáneamente las piaras sufrieron enfermedades respiratorias según un cuadro muy similar al de los seres humanos. Similitudes en las manifestaciones clínicas y sus características patológicas entre la gripe humana y la porcina sugieren que la pandemia de gripe humana de 1918 se adaptaba perfectamente al cerdo y la búsqueda del agente que la causaba se inició.

En 1931, el veterinario Robert Shope, pudo realizar la transmisión del agente infeccioso de los cerdos enfermos a los sanos mediante el filtrado de las secreciones. Este filtrado fue posteriormente corroborado por Smith, Andrews y Laidlaw, que utilizando hurones comprobó la transmisión tanto en humanos como en cerdos.

Shope concibió la idea de que la cepa pandémica humana de la gripe A (H1N1) ((las letras se refieren a las proteínas superficiales hemaglutinina y neuraminidasa N.del T) y el agente infeccioso de la gripe porcina estaban estrechamente relacionados, al mostrar que el suero humano de un adulto podía neutralizar al virus de la gripe porcina. Ensayando con ratones, las muestras de los pacientes comprendidos entre el nacimiento y los 76 años de edad fueron analizadas para observar su capacidad para neutralizar una cepa del virus de la gripe porcina. Este trabajo mostró que casi todas las muestras de suero de los pacientes que tenían menos de 12 años de edad fueron capaces de proteger a los ratones de la infección con los virus aislados en cerdos en 1930, mientras que las muestras recogidas en niños mayores de 1 mes, pero menores de 12 años, no conseguían neutralizarlo.

Estos experimentos sugieren que el virus de la gripe A, o uno muy similar, había circulado entre la población humana y que se habría originado por una cepa de la gripe de 1918. Estudios virológicos y moleculares avanzados han demostrado la relación viral establecida por Shope en su hipótesis temprana.

La adaptación del virus a una nueva especie hospedadora es un proceso complejo que implica a nuevos receptores de la superficie, cambios en el tropismo celular, en la inmunidad innata y en los mecanismos de transmisión de los virus, superando las barreras en 1918, procediendo de aves, cerdos y humanos.

Divergencia en los antígenos de la gripe A en humanos y en el cerdo (1918-1930)

Shope también descubrió que la especificidad del anticuerpo contra el virus de la gripe humana de 1918 diverge con rapidez del virus de la gripe porcina. Los niños pequeños, aún protegidos por los anticuerpos maternos, y las personas mayores de 20 años, todos tenían anticuerpos que neutralizaban contra la gripe porcina, pero no contra la gripe humana, porque los anticuerpos contra la gripe porcina se distribuyeron por igual en todos los segmentos de edad, no así contra la gripe humana, pensando que la inmunidad se debe probablemente a la exposición a la gripe porcina de 1918, en lugar de la aparición de anticuerpos por una reactividad cruzada. La ausencia de anticuerpos contra la gripe A (H1N1), virus de la peste porcina, en los niños nacidos en 1919 o después, se puede deber a una mutación rápida del virus, dando lugar a una nueva variante antigénica.

Desde entonces las diferencias genéticas en la hemaglutinina (HA) muestran una divergencia entre los virus humanos y de los cerdos.

Evolución de los virus de 1918 en los seres humanos (1918 hasta el presente)

De los análisis de las secuencias del genoma completo del virus de la gripe A (H1N1) en 17 países de los cinco continentes, se tomaron muestras entre 1918 y 2006, verifica que de los ocho segmentos del virus todos siguen los mismos patrones comunes en la evolución. La gripe A humana (H1N1) no ha adquirido nuevos segmentos de genes a partir del virus de la gripe aviar o de otro. En los patrones observados en los genomas hay un descenso lineal, y en cada nueva cepa anual muestra una acumulación de mutaciones. Sin embargo, hay pruebas filogenéticas de la formación de subtipos de virus recombinantes de varios sublinajes diferentes, de modo que el patrón evolutivo general no es lineal, pero fuertemente conectado a una red.

Redistribución de intrasubtipos del virus H1N1 humano (1947)

En 1947, la vacuna estacional no supuso ninguna protección contra la gripe. Jonas Salk atribuye este resultado a los cambios producidos en el virus desde el año anterior. La vacuna viral fue un fracaso, y además se unió una rápida propagación y unos síntomas más graves. Estas circunstancias hicieron que se estudiase más detenidamente las características genéticas de los virus. A este virus se le denominó “A-principal”, para distinguirlo de anteriores serosubtipos. El virus que fue responsable de la epidemia después de la Segunda Guerra Mundial había variado significativamente desde 1943 de la cepa de la gripe H1N1, especialmente en el segmento HA, realizándose cambios en cinco lugares de los aminoácidos del antígeno.
El segmento HA del virus de 1947, que fue descubierto por la formación por recombinación de intrasubtipos, ha sido posteriormente representante de los genotipos, mientras que el segmento de la neuraminidasa (NA) se ha conservado, lo que ha impedido el desarrollo de un determinado fenotipo de pandemia.

Extinción del virus humano H1N1 (1957)

La gripe A desaparece de repente de los seres humanos en 1957, siendo sustituido por virus recombinantes del cruce de la cepa H1N1 y un virus aviar. Es el nuevo virus de la gripe A (H2N2), cepa que contiene tres nuevos segmentos de la gripe aviar y mantiene los otros cinco segmentos del virus H1N1, en linaje con la cepa de 1918. Después de la aparición de este subtipo reapareció la pandemia, pero la gripe A humana (H1N1) no se ha vuelto a detectar hasta 1977.
Las razones para la desaparición completa de esta cepa en 1957 no son claras, pero es probable que los altos niveles de inmunidad, junto con la inmunidad asociada a la nueva cepa H2N2, fuera suficiente para eliminar el virus.

Cruces y transferencia esporádica entre especies (1958-presente)

La evidencia serológica de la infección de la gripe porcina en seres humanas se documentó en 1958, y el primer aislamiento de virus de la gripe porcina en un ser humano ocurrió en 1974, en un paciente con la enfermedad de Hodgkin que vivía en una granja de cerdos. No se ha reconocido muy a menudo la infección humana por virus de la gripe porcina, debido a la similitud con la gripe humana. Un estudio de seroprevalencia demostró claramente la mayor cantidad de anticuerpos contra la gripe porcina A (H1N1) en los trabajadores de las granjas de cerdos, en comparación con los no expuestos.
De un cultivo nasofaríngeo concentrado se extrajo el virus recombinante H1N1 (A/Iowa/CEID23/2005) de un genotipo conocido y que habría circulado entre los cerdos del Reunido Unido desde finales de la década de 1990. La transmisión de la gripe porcina a los humanos es esporádica y está relacionada con el trabajo en granjas y por exposición ambiental, incluyendo a personas incluidas en los grupos de alto riesgo.

En enero de 1976, un brote de enfermedad respiratoria se produjo al regreso de los soldados a la base del ejército en Fort Dix. Nueva Jersey. Un nuevo virus H1N1 A/ New Jersey/76 se identifica como el causante de la epidemia en base a las pruebas serológicas que se realizan en los 230 casos detectados, con resultado de una muerte. Debido al estudio cuidadoso de los soldados y la naturaleza cerrada del lugar, el brote en el Fuerte Dix es un escenario ideal para la investigación y un modelo de desarrollo de una epidemia. El número reproductivo básico (R0) es el número de infecciones que una persona transmite a una población con la que está en contacto. El R0 para el virus de la gripe porcina en Fort Dix fue de 1.2, un índice muy por debajo del calculado para que se pueda considerar una pandemia, pues para la gripe estacional el índice se sitúa entre 1.8 y 2.0.

Una vez que el virus satura las posibilidades de contagio en un marco social cerrado, caso de la base de entrenamiento militar, su potencial para transmitir una epidemia a la población fue muy escaso. Pero se inició una campaña de vacunación masiva, con más de 40 millones de personas inoculadas, con el resultado de 532 casos de síndrome de Guillain-Barré (un efecto secundario poco frecuente en la vacunación contra la gripe) y 32 muertes.

Su reaparición en seres humanos (1977)

A pesar de que la gripe producida por el virus H1N1 no se había expandido desde 1957, la gripe porcina (H1N1), que se había identificado en Fort Dix, no se extiende fuera de la base, pero en noviembre de 1977 reaparece en la Unión Soviética, Hong Kong y noreste de China. Esta cepa afecta principalmente a los jóvenes, pero de una forma muy leve. Resulta curioso que en estudio del origen genético del virus aparezca una estrecha relación con la cepa de 1950, no muy similar a la de la gripe A (H1N1) de las cepas de 1947 y 1957. Esto parece demostrar que este resurgimiento se debe a que un laboratorio mantuvo la cepa del brote de 1950 y fue liberado accidentalmente, en un contexto de disminución de la inmunidad de la población a los antígenos H1 y N1.

Gripe estacional A (H1N1) (1977-actualidad)

Cada cepa pandémica de la gripe sustituyó a la anterior que circulaba hasta la aparición del virus de la gripe A (H1N1) en 1977, siendo la primera vez en la historia conocida de la gripe interpandémica que circulan dos serotipos. Aunque la prevalencia máxima de este virus haya alternado con un subtipo más o menos dominante, el H3N2, ha mantenido no obstante una presencia continua durante las epidemias de gripe estacional.

Aparición de nuevas cepas H1N1 en cerdos (1979-actualidad)

La gripe A (H1N1) se confirmó en la población de cerdos de Norteamérica ya en 1930 pero no fue aislado en cerdos europeos hasta 1976, cuando un envío de cerdos de los Estados Unidos llega a Italia, produciéndose la propagación de la gripe clásica rápidamente entre la población porcina. Unos años más tarde, una nueva gripe de origen aviar del virus (H1N1) aparece en el cerdo procedente de patos silvestres.
En 1979, esta cepa sustituye en gran medida a la cepa clásica de América del Norte H1N1. En China ocurre algo similar. El nuevo virus triple recombinante de la gripe porcina fue identificado en los cerdos de América del Norte en 1998. El análisis genético de estos virus revela una composición genética relativamente compleja, con cinco segmentos de los genes derivados del virus de la gripe porcina clásica de América del Norte A/H1N1, pero presenta segmentos de la polimerasa obtenidos de genes derivados de cualquiera de los virus de las aves (PA y PB2) o humanos (PB1).

Transmisión esporádica entre especies de los virus triple recombinantes (1998-2009)

El primer caso reconocido de la enfermedad de la gripe porcina triple recombinante del virus de la gripe A (H1N1) ocurrió en un muchacho de 17 años que había estado en contacto con los cerdos en un matadero de Wisconsin. Los investigadores han informado recientemente de 11 casos conocidos entre 2005 y 2009 en humanos con el virus triple recombinante, estando la mayoría de estos pacientes expuestos al contacto con los cerdos. Dado los síntomas característicos son similares a los de la gripe humana, posiblemente se hayan producido bastantes más casos.

Recombinación de dos virus porcinos H1 (2008-2009)

En abril de 2009, al final del periodo de la gripe estacional en el Hemisferio Norte, aparecen los dos primeros casos de la S-OIV identificados en Estados Unidos. El CDC confirmó que estos casos estaban producidos por un virus genéticamente similar al de la gripe porcina que no se había identificado anteriormente en los Estados Unidos. El análisis genético de las cepas demostró que se deriva de una recombinación de seis segmentos genéticos del ya conocido virus triple recombinante del cerdo, y dos segmentos de genes (NA y proteína matriz) de la gripe A (H1N1) euroasiática del linaje del virus de la peste porcina.

Competencia entre los virus estacionales y los recién surgidos

Sigue siendo incierta la fuerza de propagación del S-OIV y la competencia que establecerá con los virus que actualmente circulan, los virus estacionales derivados de la H1N1 de 1918. El linaje de 2009 contiene tres segmentos de genes que comparten en común (aunque sea muy lejana) con el virus de la gripe humana estacional de 1918: segmentos de codificación de la cápsida nuclear, no estructurales y (quizás el más importante) las proteínas HA. En los estudios realizados sobre la respuesta memorizadas en las células B humanas de los supervivientes de la pandemia de 1918, se observa una neutralización de los anticuerpos HA del virus recombinante, mostrando una inmunidad específica de larga duración. Por lo tanto, estas personas tienen al menos una atenuación de la infección, sobre todo una inmunidad contra los virus que contienen subtipos similares a HA.

Aunque las respuestas de los anticuerpos contra otras proteínas virales no se ha demostrado que sean importantes para conferir inmunidad, la respuesta a la proteína NA puede proporcionar una protección parcial y podría explicar por qué la gravedad de la epidemia de gripe de 1947 se atenuó a pesar de los cambios significativos en la proteína HA.

La inmunidad celular también puede desempeñar un papel en la competencia entre las cepas de la gripe. Aunque los linfocitos T citotóxicos no confieren una protección significativa contra las infecciones en los seres humanos, pueden mediar en la protección de las mismas mediante una reacción cruzada y una respuesta heterotípica en respuesta a las proteínas virales conservadas en modelos de ratón, con una reducción viral significativa en los seres humanos, incluso en ausencia de anticuerpos HA y NA, linfocitos T citotóxicos, que son generados por virus de la gripe estacional contra los epítopes (determinantes antigénicos) conservados, que podrían proporcionar una respuesta heterotípica inmune que haría enmudecer la transmisión, aún en ausencia destacable de anticuerpos.

CONCLUSIONES

La aparición de la gripe A (H1N1) hace 91 años llevó a una desastrosa pandemia mundial. Se cree que el virus ha reaparecido al mismo tiempo en aves, cerdos y humanos. En contraste, S-OIV surgió en la especie porcina y se transmitió a los seres humanos. Aunque el suceso genético inmediato es la aparición de una nueva pandemia, su origen está en la recombinación entre dos virus de la gripe A (H1N1) del cerdo, que son en realidad el producto de al menos cuatro virus aviares independientes que se cruzan con especies de mamíferos, con al menos cuatro recombinaciones anteriores.

Una consecuencia de esta historia entrelazada es que la S-OIV comparte tres segmentos genéticos con la gripe corriente estacional humana , virus (H1N1), y tres segmentos con la gripe humana estacional, virus (H3N2). No se conoce si bajo los niveles de inmunidad cruzada – contra epítopes, compartido históricamente de hace mucho tiempo, podrían conferir alguna protección clínica contra el virus recientemente aparecido.

La historia de la gripe A (H1N1) está marcado por cruces entre especies, han sido esporádicas las transmisiones entre el cerdo y los seres humanos. Aunque los virus transmitidos por los cerdos son lo suficientemente patógenos en los seres humanos como para causar síntomas claros evidentes, pero raramente se transmiten de una persona a otra. Exposición e infección son necesarios pero no suficientes para que un nuevo virus epidémico surja; el virus también se tiene que adaptar y transmitir. Un caso paradigmático de la ausencia de contagio entre seres humanos es el de Fort Dix, que no se transmitió más allá de la fortaleza militar, debido seguramente a que la transmisibilidad del virus era muy baja. Sin embargo, la respuesta a este brote fue contundente, especialmente si sabemos que el foco se auto extinguió. La decisión de vacunar de forma abusiva a la población de EE.UU tuvo como resultado la aparición de numerosos casos de síndrome de Guillain-Barré. Tal ver la consecuencia más grave sobre la propia liberación de la gripe humana adaptada A (H1N1), procedente de alguna investigación, que llevó a su resurrección y posterior diseminación mundial de este virus que ya estaba extinto, que parece llevarnos a una especie de profecía cumplida.
En 1998 el virus tripe recombinante de la gripe A (H1N1) ya demostró lo que puede ser, con su propensión a saltar la barrera de las especies, produciendo infecciones.
La aparición de otra amenaza para la salud proveniente de virus animales pone en evidencia la necesidad de una comprensión más profunda de los virus zoonóticos, incluyendo estudios en vivo de la patogénesis de los animales, estudios epidemiológicos de campo, vigilancia de las poblaciones mundiales, y el desarrollo de modelos computacionales. La presunción sobre un origen externo de la epidemia de gripe S-OIV en Estados Unidos, pone de manifiesto la importancia de la colaboración internacional en los esfuerzos para predecir y controlar futuras amenazas de pandemia.

Repensar la economía mundial

Por Rajesh Makwana y Adam Parsons, 26 de noviembre de 2010

A medida que el siglo XXI avanza, la humanidad se enfrenta a una cruda realidad. Tras el desplome de los mercados de valore en el año 2008, gentes de todas partes se cuestionan la codicia y el desenfrenado egoísmo que ha impulsado el modelo económico que ya domina durante muchas décadas. La vieja obsesión por proteger los intereses nacionales, el deseo de obtener las mayores ganancias posibles, y la búsqueda constante de crecimiento económico, no ha supuesto beneficio para las clases más pobres, y las consecuencias para el planeta han sido catastróficas.

El hambre incide más que nunca en toda la historia de la humanidad, superando los mil millones de personas en 2009, a pesar de las grandes cosechas de alimentos que se han recogido estos últimos años. Al menos 1,4 mil millones de personas viven en la extrema pobreza, o sea, el equivalente a cuatro veces la población de los Estados Unidos. Una de cada cinco personas no tiene acceso al agua potable. Más de mil millones de personas no tienen acceso a los servicios básicos de salud, mientras que otras tantas, sobre todo mujeres, no reciben una educación básica. Cada semana más de 115.000 personas se trasladan a algún barrio pobre de África, Asia o América Latina. Cada día, alrededor de 50.000 personas mueren por carecer de elementos básicos de la vida.

Frente a estos enormes desafíos, la ayuda internacional se ha mostrado ineficaz, insuficiente para satisfacer por parte de los Gobiernos las necesidades básicas de todos sus ciudadanos. Los países desarrollados han ido recortando los compromisos de ayuda exterior, incluso antes de la crisis económica, mientras que el objetivo de destinar un 0,7% del PIB nunca se han conseguido desde que se señaló como objetivo hace 40 años. Los Objetivos de Desarrollo del Milenio, que se proponían reducir a la mitad la incidencia del hambre y la extrema pobreza, incluso si se alcanzase en el año 2015, todavía dejaría a cientos de millones de personas en estado de privación y desnutrición. Sin embargo, varios billones de dólares han sido utilizados para rescatar a los bancos en quiebra desde finales de 2008, y mientras los Gobiernos no pagaban ni una fracción de esta cantidad en rescatar a los pobres del mundo.

La brecha abierta entre ricos y pobres, tanto dentro de un país como entre unos y otros, es una crisis que se encuentra en el centro de nuestros problemas políticos y económicos. Durante décadas, el 20% de la población mundial ha controlado el 80% de los recursos y de la economía. En el año 2008, más de las mitad de los activos del mundo estaban en manos del 2% de la población, mientras que la mitad de la población sólo poseía el 1% del conjunto de la riqueza. Las fuertes discrepancias entre el Norte y el Sur, que no proporcionan ninguna base estable y segura, sólo se pueden resolver mediante una distribución equitativa de los recursos a nivel mundial. Esto requiere nuevas estructuras de gobernanza mundial y un nuevo marco económico que va mucho más allá de los esfuerzos de desarrollo para reducir la pobreza, disminuir la deuda de los países pobres y prestar ayuda exterior.

 

Mientras que en todas las naciones, sean pobres o ricas, la mercantilización se ha infiltrado en todos los aspectos de la vida, comprometiendo valores espirituales, éticos y morales. La cultura del consumo globalizado no tiene otra aspiración que la acumulación de riqueza, a pesar de que los estudios demuestran que el aumento de los ingresos no supone un aumento significativo en el bienestar de las personas, una vez que el nivel básico de bienestar está garantizado. La organización de la sociedad como una lucha competitiva por una posición social a través de la riqueza y la adquisición, está dando lugar a un individualismo feroz, mayor tasas de delincuencia, descontento, desintegración de los lazos familiares y comunitarios. Sin embargo, todavía se sigue midiendo el éxito en términos de crecimiento económico, buscando aumentos del PIB, sin que importen las consecuencias sociales de una economía basada en el consumo.

A pesar de que la crisis a la que nos enfrentamos es multidimensional y tiene fuertes interrelaciones, el G20 y otros países ricos, no ofrecen un cambio en su visión hacia un sistema más sostenible. Siguen haciendo apaños de la vieja fórmula: desregulación, privatización y liberalización del comercio y la finanzas, pero todo esto ha sido desenmascarado por la actual crisis, y demuestra que es incapaz de promover un desarrollo humano duradero. Instituciones como el Banco Mundial o el Fondo Monetario Internacional, han fracasado en su política hacia los pobres, y el mito de que el crecimiento económico será positivo para todos hace tiempo que se ha roto. También sabemos que el crecimiento infinito no es sostenible porque los recursos del planetas son finitos. Este empecinamiento complica aún más la degradación ecológica y el cambio climático, efectos secundarios de la economía del progreso, que afecta de modo desproporcionado a los más pobres, que son los menos responsables de las múltiples crisis.

La capacidad de la Humanidad para abordar con eficacia las crisis, exige de los Gobiernos que acepten ciertos compromisos fundamentales para asegurar nuestro futuro común. En primer lugar, han de aceptar que la Humanidad es parte de una gran familia que comparte las mismas necesidades básicas y derechos básicos, y esto debe estar convenientemente reflejado en las estructuras e instituciones de la gobernanza mundial. Y en segundo lugar, que muchas de las suposiciones que se hacen sobre la naturaleza humana, que conllevan el núcleo central de las decisiones económicas, en particular por las naciones industrializadas, son obsoletas y defectuosas. La creación de un marco económico que refleje la interdependencia global requiere de políticas que vayan más allá de la creencia de que los seres humanos son competitivos e individualistas, aceptando en su lugar la tendencia natural de los humanos hacia la cooperación y a compartir. Esta comprensión más integral de nuestras relaciones con los demás y con el planeta, trasciende naciones y culturas, y se basa en la ética y los valores comunes de los grupos religiosos de todo el mundo. También refleja el fuerte sentido de la solidaridad que se encuentra en el movimiento de justicia global.

Unidad Internacional

La primera vez que se plasmó la verdadera expresión de la unidad se plasmó en la creación de la ONU en 1945. Desde entonces, las leyes internacionales se han ideado para ayudar en las relaciones entre las naciones y defender los derechos humanos. Las cuestiones transfronterizas, como el cambio climático, la pobreza y los conflictos, reúnen a la opinión pública mundial y a los Gobiernos para cooperar y planificar el futuro colectivo. La globalización del conocimiento y de las culturas, la facilidad para las comunicaciones y el transporte, también han servido para unir a las personas de diferentes países.

Pero esta unidad mundial no está suficientemente expresada en nuestras estructuras políticas y económicas. La comunidad internacional tiene que asegurar las necesidades humanas básicas, tales como el acceso a los alimentos básicos, el agua potable y la atención básica de salud, todo ello universalmente garantizado. Esto no puede lograrse hasta que los países cooperen de forma eficaz, compartan sus recursos naturales y económicos, garanticen los mecanismos de la gobernanza mundial y apoyen directamente las necesidades y derechos comunes. En la actualidad, las principales instituciones que rigen la economía mundial no actúan en nombre de la Humanidad en su conjunto. En particular, los principales órganos que sustentan el mandato de Bretton Woods ( el Banco Mundial, el Fondo Monetario Internacional y la Organización Mundial del Comercio), son muy criticadas por antidemocráticas y promover los intereses de las grandes corporaciones y de los países ricos.

Es urgente establecer un marco internacional más integrador, que se establezca a través de las Naciones Unidas y sus organismos. Aunque la necesidad es apremiante y necesitaría de algo más sólido, la ONU es el único organismo multilateral de los Gobiernos con cierta experiencia y con los recursos necesarios para coordinar el proceso de reestructuración de la Economía mundial. La Carta de la Naciones Unidas y la Declaración Universal de los Derechos Humanos, han sido adoptados por todos los Estados miembros y representan algunos de los más altos ideales expresados por la Humanidad. Si la ONU se hace más democrática y con mayor autoridad, estaría en condiciones de impulsar el creciente sentimiento entre las naciones de armonizar las relaciones económicas mundiales.

El hombre

Para establecer estructuras más estables de gobernanza mundial no se puede únicamente atender a un solo aspecto de un sistema muy complejo. Se debe producir una transformación fundamental en nuestra comprensión y práctica de la economía, de modo que las políticas del Gobierno atiendas a las necesidades humanitarias urgentes y de modo ecológico.

Los principios económicos que se ha ido formando en el marco del actual gobierno global, en particular en relación con el comercio internacional y las finanzas, pueden encontrarse en el pensamiento dominante durante la aparición de la sociedad industrial en Gran Bretaña. El pensamiento dominante de los economistas era el de que los seres humanos son intrínsecamente egoístas, competitivos, codiciosos e individualistas, Tales convicciones sobre la naturaleza humana están firmemente anclados en el sistema económica moderno, y sirve de justificación en la proliferación del libre mercado como la mejor manera de organizar las sociedades.

Desde 1980, esta idea económica ha dominado las políticas públicas y no han tenido en cuenta otra consideración que la búsqueda de eficacia, crecimiento a corto plazo y maximización de las ganancias. Pero la ideología ‘neoliberal’ que institucionalizó la avaricia y el propio interés ha sido desacreditada por el colapso de bancos y una caída de los valores de la bolsa en 2008. Como una consecuencia, la crisis financiera global estimuló un nuevo debate sobre la importancia de la moralidad y la ética en relación con la economía de mercado.

Al mismo tiempo, los experimentos recientes por biólogos evolutivos y científicos neuro-cognoscitivos han demostrado que los seres humanos están biológicamente predispuestos para cooperar y compartir. Sin esta ventaja evolutiva, no podríamos haber sobrevivido como especie. Las conclusiones antropológicas han apoyado desde hace mucho tiempo esta visión de la naturaleza humana con estudios que revelan que el compartimiento cooperativo a menudo formaba la base de la vida útil en las sociedades tradicionales, donde los individuos priorizaban sus relaciones sociales sobre otro tipo de preocupaciones. En conjunto, estas conclusiones desafían muchas de las asunciones principales de la teoría económica clásica – en particular la creencia firmemente sostenida que la gente en cualquier sociedad siempre actuará con espíritu competidor para maximizar sus intereses económicos.

Si la humanidad debe sobrevivir a los formidables desafíos que definen nuestra generación – cambio climático, disminuyendo de uso de los combustibles fósiles y conflictos globales – es necesario forjar un nuevo acuerdo ético que abrace nuestros valores colectivos e interdependencia global. Urgentemente necesitamos un nuevo paradigma para el progreso humano, que comience con un nueva consideración de las prioridades mundiales: un final inmediato del hambre, asegurar necesidades elementales universales, y salvaguardar el ambiente y la atmósfera. Ya no puede primar sólo el interés nacional, la competencia internacional y la mercantilización excesiva, formando parte de nuestro marco económico global.

El primer paso crucial hacia la creación de un sistema mundial global requiere la revisión nuestras asunciones anticuadas sobre la naturaleza humana, uniendo de nuevo nuestra vida pública con los valores fundamentales, y repensando el papel de los mercados en la consecución del bien común. De acuerdo con lo que ahora sabemos sobre el comportamiento humano y la psicología, integrando el principio de compartimiento en nuestro sistema económico, se reflejaría nuestra unidad global y tendría implicaciones de gran alcance sobre como distribuimos y consumimos las riquezas del planeta y los recursos. El reparto de los recursos del mundo de un modo más equitativo nos puede permitir que construyamos una economía mundial más sostenible, cooperativa y global – que refleja y apoye lo que realmente significa ser humano.

http://dissidentvoice.org/2010/11/rethinking-the-global-economy-the-case-for-sharing/

 

 

 

 

La radiación electromagnética afecta a las plantas

Las plantas presentes en la ciudad sufren los efectos de las radiaciones de las comunicaciones sin hilos y la telefonía móvil, según se desprende de un estudio europeo. La radiación de las redes Wifi es perjudicial para los árboles, causando variaciones significativas en el crecimiento, así como la producción de fisuras en su corteza, según el estudio recientemente llevado a cabo en los Países Bajos por la Universidad de Wageningen. En la ciudad de Alphen aan den Rijn, donde se realizó el estudio, se comprobó que los árboles presentaban anomalías inexplicables, que no podían atribuirse ni a virus ni infección bacteriana.

En la ciudad de Skundra, Letonia, la presencia de un radar, que deja de ser operativo tras la finalización de la Guerra Fría, fue el motivo para iniciar un estudio sobre los efectos ambientales. El equipo de investigadores encontró efectos en todos los lugares que observó, incluso a niveles muy bajos de exposición se notaban anillos de crecimiento más pequeños en los árboles, envejecimiento prematuro de las agujas de los pinos, daños cromosómicos en las vacas, disminución de la memoria, la atención, el aprendizaje y la función pulmonar en los niños de edad escolar, disminución en la cantidad de glóbulos blancos en los adultos, y una disparidad en el nacimiento de niños y niás ( más niñas).

El experimento realizado en Colorado ha mostrado la muerte de las plantas y su declive a partir de 2004. Se colocaban las plantas dentro de una jaula de Faraday, para protegerlas de las radiaciones, presentando éstas hojas sanas y abundantes a lo largo de todas las ramas. Las plantas que no fueron protegidas de la radiación sufrieron daños y retraso en el crecimiento. Haggerty señala: “ En la actualidad hay un fondo de radiofrecuencia generado por el hombre, a lo largo de toda la Tierra, aunque la fuerza de este campo es mucho mayor en las pobladas y urbanizadas. Los campos más fuertes se encuentran en Europa Central, en la parte oriental de los Estados Unidos y en China, zonas en las que se observa un deterioro de los bosques, hecho que fue comprobado por primera vez en el centro de Europa y el este de los Estados Unidos y China, experimentando una rápida desertificación. ( Más recientemente se ha observado que la tasa de mortalidad de todas las especies arbóreas en el oeste de los Estados Unidos se duplica cada 17-29 años en los bosques maduros y que la proliferación de nuevos árboles se sucede en una cantidad menor a la de árboles que mueren). Desde el declive de los álamos y el descenso de árboles en todo el mundo, se producen síntomas similares, sin que se encuentre ninguna explicación definitiva para estos sucesos, pero parece plausible que la disminución se deba a la exposición de ondas de radiofrecuencia.”

En los Países Bajos, el 70% de todos los árboles de las zonas urbanas presentan los mismos síntomas, cuando hace 5 años sólo los presentaban el 10%. Los árboles de los bosques densamente poblados están poco afectados.

Además de los campos electromagnéticos creados por la telefonía móvil y la tecnología de las redes Wifi, las finas partículas emitidas por los automóviles y camiones pueden ser también los culpables.

Un estudio expuso a 20 fresnos a diversas fuentes de radiación durante un período de tres meses. Los árboles más cercanos a las fuentes de radiación Wifi mostraban un brillo plomizo en sus hojas, produciéndose la necrosis de la epidermis, tanto superior como inferior. A la larga se traducía en la necrosis de distintas partes de la hoja.

El estudio también encontró que la radiación Wifi inhibe el crecimiento de las mazorcas de maíz.

Los investigadores señalan que se necesitan más estudios para confirmar los resultados actuales y determinar los efectos a largo plazo de la radiación de la tecnología inalámbrica en las plantas.
Fuente:
cavisoc.org.uk
pcworld.com
whale.to

http://preventdisease.com/news/10/112310_emf_killing_plants_trees.shtml

Cantona: «La revolución se hace retirando el dinero de los bancos»

El ex futbolista se convierte en cabecilla de un movimiento contra la especulación financiera tras una entrevista

Público

«Hay una posibilidad. Se puede hacer una cosa. No me molesta la gente que se manifiesta, necesitan que se los defienda. Pero hoy salir a la calle ¿qué es? Hoy manifestarse en la calle ¿qué es? […] La revolución se puede hacer de una manera muy simple hoy. El sistema gira entorno a los bancos. Así que hay que destruir el poder de los bancos. Hay tres millones de personas en la calle con una pancarta. Si esos tres millones van al banco y retiran su dinero, los bancos se hunden «.

Para el ex futbolista Éric Cantona, la solución a la crisis financiera y a los problemas de la gente se resume en castigar a los bancos . Con estas palabras se expresaba el internacional francés en una entrevista con el diario Presse Océan de Nantes.

Si los ciudadanos que se manifiestan en la calle van al banco y retiran su dinero entonces «hay una verdadera revolución. Porque la revolución hoy es la revolución de los bancos . No es complicado. En vez de salir a la calle vas al banco y sacas todo tu dinero. Y si hay mucha gente que hace esto el sistema se hunde».

Según Cantona, si la gente hiciera eso «entonces nos escucharían de otra manera». La entrevista se desarrolló el pasado 14 de octubre en un descanso durante el rodaje de su nueva película Les mouvements du bassin. El film, dirigido por Hervé Pierre-Gustave, no tiene nada que ver con la crisis financiera. Es sólo una historia de historias. De relaciones humanas.

Pero Cantona, que colabora como padrino de la fundación Abbé Pierre, que lucha por las personas sin hogar, ha demostrado que pese a ser una estrella internacional, hoy centrado en su carrera como actor, se preocupa por los problemas del mundo.

http://www.publico.es/dinero/347947/cantona-la-revolucion-se-hace-retirando-el-dinero-de-los-bancos

Chóferes deslenguados

Por Pilar Bensusan, 15 de noviembre de 2010

Granada Hoy

Menuda la que se ha liado desde que los 40 chóferes despedidos el pasado miércoles por la Dirección del Parque Móvil de Estado han decidido abrir la boca para desvelarnos las excentricidades y abusos de nuestras ministras a la hora de utilizar unos coches oficiales que nos cuestan a todos los españoles 15 millones de euros, y no precisamente a causa de los mileuristas sueldos que cobran estos trabajadores, también escandalizados por el elevado coste del mantenimiento de los 490 vehículos oficiales de los altos cargos socialistas.

Pues bien, la medalla de oro del uso indebido del coche oficial parece que, por unanimidad, los chóferes se la otorgan a la ex ministra Bibiana Aído, con la que ninguno de ellos quería trabajar, puesto que utilizaba su vehículo para salir de copas por la zona de Huertas de Madrid, incluyendo el servicio de esperarla hasta altas horas de la madrugada y recoger a sus amiguitas en sus domicilios. ¿Será ésta una nueva forma de predicar igualdad entre todos los españoles?

La plata es, sin duda, para la también ex ministra Teresa Fernández de la Vega, que obligaba a sus chóferes ir a 190 kilómetros por hora, dada su costumbre de llegar siempre tarde a los actos oficiales. Delictiva práctica de la que, cómo no, el responsable era el conductor de turno, a uno de los cuales le quitaron 6 puntos del carné en un viaje a Valencia, ante lo que la jefa no hizo nada para ayudarle, y el colmo es que ni siquiera sabe cómo se llaman.

Y el bronce es para Elena Salgado, que, por lo visto, se pasa el día mandando a sus conductores a por bombones a Embassy en el Paseo de la Castellana, y, aunque el actual lo niega por miedo a que lo echen, en la famosa pastelería lo confirman. Pero sus usos indebidos del vehículo oficial se extienden además a asistir a clases de Pilates, a la peluquería o a pedir un coche auxiliar cargado de modelitos para elegir en una sesión fotográfica con Vanity Fair, a lo cual evidentemente los conductores se negaron.

Pero, por lo visto, el colmo de la desfachatez en el mal uso del coche oficial lo ostenta el ex ministro de Trabajo y actual presidente de la Fundación Ideas, Jesús Caldera, cuya fama de tratar con la punta del pie a sus conductores es tal que llega incluso a comunicarse con ellos poniendo a sus escoltas como intermediarios, y es que dirigirle la palabra a los chóferes es cosa del vulgo.

Aunque los excesos en este ámbito son de los más variado. Hay directoras generales que piden sillitas para acomodar a sus pequeños cuando los chóferes los recogen de la guardería o del colegio, y hay una ministra que tiene un Peugeot oficial a disposición de su cocinera particular para que vaya a hacer la compra todos los días al mercado. Menos mal que Trinidad Jiménez es educada y no utiliza su vehículo oficial en fin de semana. González-Sinde parece que tampoco. En fin, ver para creer en tiempos de crisis… y los a los funcionarios les bajan el sueldo…

Réquiem por nuestras abejas

Por Dominique Guillet

Hoy encontramos que más del 75% de los cultivos que nutren la humanidad y el 35% de la producción de alimento dependen todavía de los polinizadores, es decir, en mayor parte abejas. Pero las abejas estan desapareciendo. El único enemigo verdadero de la abeja, su solo predador a la escala planetaria, es el hombre moderno. Albert Einstein previno a la humanidad: “si la abeja desapareciera de la superficie del globo, el hombre no tendría más que cuatro años a vivir, no más polinización, no más hierba, no más animales, no más hombres”.


Motín en las colmenas

Las abejas trashuman hacia la nada. Las abejas desertan por decenas de millones. Las colmenas se vacían en menos de una semana. Es una nueva catástrofe para el mundo apícola (y sin duda para el mundo entero) puesto que ésta se anuncia de amplitud planetaria. Se llama “síndrome del colapso de las colonias”.

En los E.U.A., los expertos apícolas están totalmente desorientados. Hasta invocan un “misterio”. En efecto, las abejas desaparecen “limpiamente” sin dejar cadáveres. Las colmenas llenas de miel y de polen no son saqueadas por otras abejas u otros insectos. Es una maldición que se cierne sobre las colmenas.

Sin embargo, los expertos apícolas no desesperan de encontrar la poción milagrosa, de salvar, una vez más, su industria puesto que así la califican. Pusieron sobre la huella de las abejas dadas por desaparecidas los mejores detectives-virólogos. El reto es inmenso: no hay abejas, no hay polinización, no hay cosechas, no hay dólares. El bípedo que se autoproclamó amo de la esfera planetaria está muy enojado. Las abejas hacen la huelga de la polinización, las traviesas se niegan a libar.

Pues, ¿Qué no tendrían ningún reconocimiento las abejas para esta “industria apícola”? que las mimó durante decenas de años prodigándoles:

– un hogar: con bellas colmenas todas cuadradas.

– las mejores medicinas: los antibióticos más potentes (como la teramicina) y los acaricidas más performantes (Apistan y el muy novedoso Hivastan)

– alimento a saciedad: sabroso azúcar blanco de remolacha, jarabe de maíz procesado a partir de los mejores caldos transgénicos y, claro está, complementos nutricionales (elaborados, por ejemplo en los E.U.A., a partir de aceite de algodón transgénico, de aceite de soya transgénica, de aceite de colza transgénica…).

– viajes todo pagado sobre miles de kilómetros para descubrir los desiertos agrícolas occidentales.

– Un botín asegurado gracias a los monocultivos tan extensos que se pierden de vista al salir de la colmena.

– polen y néctar enriquecidos con un cóctel de moléculas aperitivas: fungicidas, insecticidas, herbicidas.

– procreación asistida con una selección de las mejores reinas inseminadas artificialmente.

Una catástrofe dentro de poco planetaria

Lectura del artículo completo….